El capítulo comienza con un anuncio de unos caramelos llamados Mintos, parodia de los caramelos Mentos, en la que se escenifica el asesinato de Abraham Lincoln.

Stewie en plena agonía por estar saliéndole los dientes le pide a Lois que le zarandé como una niñera británica, en una clara alusión a «Louise Woodward«, una niñera británica que saltó a las noticias por asesinar al bebe que cuidaba al intentar hacerle callar a base de golpes contra el suelo.

Peter le recuerda a Lois lo mal que se le dio hacer la colada una vez, cuando se metió en la lavadora y apareció en el mundo de Narnia (en la historia original los niños entraban en dicho mundo a través de un armario), donde se encontró con el señor Tumnus que le habia robado un calcetín.

Stewie sigue angustiado por el dolor de dientes y mientras escucha al alumno de Lois al piano, le grita: -mi bemol, Salieri ! mi bemol !. Esto es parodia de la película Amadeus, en la escena en la que Salieri recoge, al dictado de un moribundo Mozart, las notas del Confutatis, pieza del famoso Requiem inconcluso compuesto por el genial compositor austriaco.

El movimiento impulsivo de Peter dentro de su casa cuando le ponen un señalizador en el tobillo es observado desde los monitores de vigilancia de la policía como si se tratase del videojuego Pong.

Peter se queja de que lleva tanto tiempo encerrado que ya hasta los programas de televisión se le mezclan, cuando de repente echan un capítulo de «Homicide: Life On Sesame Street«, mezcla de la serie policiaca de televisión llamada «Homicide: Life On The Street«, y la serie infantil «Sesame Street«, aquí en España conocida por «Barrio Sésamo«. Donde podemos ver a los personajes de la serie infantil Epi y Blas interpretar a dos de los detectives de la serie policiaca.

Después de construirse un bar en su garaje, Peter le dice a Lois que se siente como Tim Allen: -construyo cosas y estoy fichado (balbuceos). Tim Allen se hizo famoso por la serie «Un chapuzas en casa«, donde hacia de un manitas del bricolaje. La escena termina con una caricatura de Tim Allen esnifando la imagen, como parodia de su encarcelamiento por drogas en su juventud.

Stewie en una conversación con una rubia explosiva emplea un juego de palabras inglés confundiendo el término silicona (silicone en inglés, y cuya e es muda, es decir, no se pronuncia), el usado en los implantes mamarios, con el término silício (silicon en inglés), material con el que se fabrican componentes electrónicos.

En esa misma conversación, Stewie rompe su lápiz al escribir las fórmulas que ha empleado en su invento, pero inmediatamente, Misty, la rubia explosiva, le ofrece un bolígrafo con un capuchón del personaje infantil, el dinosaurio Barney.

Peter se niega a que Lois siga cantando, alegando que si se hubiese querido casar lo habría hecho con Lola Falana, pero en realidad Peter esta confundiendo a esta con Leslie Uggums, quien aparece llorando en su camerino.

Lois muestra a los hombres del bar los planos de la máquina del tiempo de Stewie, en los cuales aparece el condensador de fluzo, componente principal de la máquina del tiempo en la película Regreso al Futuro.

Stewie, enfadado, manda a Lois al infierno (Burn in Hell), y esta utiliza esas palabras para continuar con «Hell… hell has fire» para asociar el fuego del infierno con el calor, el vapor y empezar a cantar el tema «Steam Heat» de la película «The Pajama Game«.

Hay un pequeño guiño a las películas de James Bond, donde este aparecía atado de algún modo ante el malo de la película, mientras este le desvelaba todo su plan.


0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *